Odalis Núñez

La educadora Fulvia Álvarez quien fue golpeada brutalmente hace unos meses por dos mujeres dentro de un local comercial provincia de Veraguas, en compañía de su abogado Gerardo Peñalba acudieron al Ministerio Público (MP), para interponer una querella por lesiones personales.

Álvarez indicó que después de la agresión física a quedado con secuelas de los golpes y la incapacidad excede los 30 días por lesiones en el cuello y la columna que le imposibilitan dictar clases de pie.

Publicidad

"En toda la geografía nacional en ninguna escuela del país e tenido problemas con nadie, ni con estudiantes, compañeros o padres de familia”, dijo la educadora.

El jurista solicitó al MP realizar una investigación “profunda de este caso”, contra las dos agresoras ya que Panamá es signataria de la convención de derechos contra la violencia contra la mujer se quiere “sentar un precedente para que se sancionen ejemplarmente” a las dos agresoras.

Publicidad