El buque Zaandam cruzó el Canal con 1,800 pasajeros a bordo

Nimay González

Los procedimientos e instrucciones dadas por el personal sanitario del Ministerio de Salud (Minsa) fueron claves para cumplir con la misión humanitaria de tránsito por el Canal de Panamá.

Así lo manifestó este viernes el capitán Rainiero Salas, uno de los prácticos de la Autoridad del Canal de Panamá que piloteó el crucero Zaandam durante su cruce por la vía interoceánica.

Publicidad

El piloto detalló que antes de iniciar la operación se reunió con el equipo sanitario del Minsa durante una hora y media, el cual le dio todas las instrucciones pertinentes para proceder con éxito y las situaciones que podría encontrar dentro del barco, además le suministró el equipo necesario y le indicaron cómo debía ponérselo y quitárselo para evitar el contagio

Destaca que estas directrices fueron de gran ayuda para garantizar su seguridad y desenvolvimiento a bordo del crucero, resaltando que tras reflexionar sobre el éxito de la operación a través de la vía acuática concluye que, no hubiese “tenido la tranquilidad y confianza de poder ejercer mis funciones al cien por ciento”, sin la participación activa del equipo del Minsa.

“Me siento con la autoridad de decir que estamos en muy buenas manos con el personal del Minsa, así como con los médicos y enfermeras. Hagámosle caso a sus instrucciones y recomendaciones para frenar el coronavirus”, expresó Salas.

Cabe mencionar que el buque Zaandam, junto con el Rotterdam, que lo asistía, cruzó el Canal con 1,800 pasajeros a bordo, muchos de los cuales presentaban síntomas similares al COVID-19, además había cuatro fallecidos.

El crucero había zarpado de Argentina el 7 de marzo con destino hacia Fort Lauderdale, Estados Unidos, pero tras reportar pasajeros supuestamente contagiados con el nuevo coronavirus, varios puertos de países sudamericanos le negaron entrada y ayuda humanitaria, en embargo en las aguas panameñas se permitió que los pasajeros del Zaandam recibieran ayuda y asistencia del buque Rotterdam, de la misma compañía, y luego las autoridades del Minsa autorizaron su paso por el Canal bajo condiciones especiales y humanitarias, cumpliendo con las medidas sanitarias.

Publicidad