AFP

No sólo Europa sufre la ola de calor. En Corea del Sur las altas temperaturas tampoco dan tregua. En un intento por refrescarse, los surcoreanos han invadido los parques de agua.