La hermana de Heath Ledger "lloró" con documental sobre el actor

Ha pasado ya casi una década desde que el mundo recibiera atónito la noticia de la muerte de Heath Ledger, quien a los 28 años fue encontrado sin vida en su apartamento de Nueva York tras haber sufrido una sobredosis accidental de medicamentos prescritos, pero eso no significa que a la familia le resulte algo menos doloroso ahora revivir algunas de las experiencias vividas a su lado.

De hecho, su hermana mayor, Kate Ledger, no pudo contener las lágrimas durante la proyección de la cinta 'I Am: Heath Ledger', un documental estrenado en la pasada edición del festival de cine Tribeca que narra con detalle los episodios más relevantes tanto de su carrera profesional como de su ámbito más privado, y que abarca desde sus años de la infancia hasta su trágico fallecimiento en febrero de 2008.

"Ver la película fue algo muy emotivo para mí. Creo que grité y lloré durante toda la proyección del primer pase. Ha sido como vivir un proceso de catarsis, algo especialmente duro para nuestra familia", se sinceró la publicista a su paso por el programa de la televisión australiana 'The Project'.

El largometraje biográfico -dirigido por Derik Murray y Adrian Buitenhuis- recoge momentos muy íntimos de la vida personal de Heath Ledger, de la que siempre se mostró muy hermético a pesar del interés cada vez mayor que suscitaba su figura.

Además, y tal y como se pudo ver hace unas semanas en un avance del filme, los productores han incluido también vídeos caseros grabados por el propio artista, un material inédito del que Kate afirma que no ha sido cedido por sus familiares pero que, al mismo tiempo, cuenta con su más absoluto beneplácito.

"Para que quede claro, ninguna de las imágenes de la película proceden de la familia. Es más, no tenía ni idea de lo que incluía hasta que lo vi. Estamos muy contentos del resultado", aseveró en la misma entrevista.

La cinta contiene además entrevistas con amigos y familiares del que fuera el ya mítico Joker de 'El caballero oscuro', aunque algunos de sus admiradores echan en falta el testimonio de la actriz Michelle Williams, madre de su única hija, Matilda (11), y con la que poco antes de su fallecimiento había puesto fin a una relación de tres años.

"[Michelle Williams] definitivamente dio su aprobación. Ella es una artista y creo que la película la ha representado de una forma preciosa. [No participar en ella] es su derecho y pienso que no tiene por qué, sigue estando representada. Es una decisión muy personal y todos nosotros la respetamos absolutamente", concluyó Kate.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes