Minsa apuesta a Estrategia 90-90-90 para erradicar el VIH

Este lunes se llevó a cabo la firma entre el Ministerio de Salud y ONU SIDA  del acuerdo denominado "Estrategia 90-90-90", con la cual se busca erradicar el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH), en Panamá para el año 2030.

El ministro de Salud, Francisco Javier Terrientes indicó que según las estadísticas, la mayor población con VIH en el país está entre los 25 y 44 años de edad, afectando principalmente a los hombres, aunque también se observan cifras importantes en las mujeres, "lo que aumenta la posibilidad de trasmisión materno infantil del VIH", por lo que el único camino es "tomar decisiones rápidas, sostenidas y eficaces en el cual participen las agencias estatales, Organizaciones No Gubernamentales, Sociedad Civil y todo el país".

Terrientes señaló que durante la campaña nacional denominada “Pruebas que Salvan Vidas”, unas 15 mil 152 panameños se hicieron la prueba de manera voluntaria, en donde los pacientes reactivos fueron referidos hacía clínicas de Terapias Antirretrovirales del Minsa y Caja de Seguro Social, con lo que se da inicio a los primeros  pasos para para asumir la Estrategia 90-90-90, la cual está fundamentada en tres pilares:

  1. Diagnosticar el 90% de la población con VIH en el país.
  2. Vincular el 90% de los diagnósticos a la clínica de Terapia Antirretroviral.
  3. Tratar y mantener la cargar viral detectable al 90% de los infectados.

De acuerdo con el titular del Ministerio de Salud, existe un sólido consenso mundial que indica que ya existen las herramientas para combatir la epidemia del SIDA, "esta certeza se basa en importantes avances científicos y el cúmulo de lecciones aprendidas a lo largo de más de una década para aplicar la respuesta al SIDA a escala mundial".

Agrego que en Panamá se han fortalecido las clínicas de atención a la población de alto riesgo y para el 2016 se planifica la apertura de tres clínicas más ubicadas en Changuinola, Santiago y Azuero.

Además de la campaña nacional y la transferencia de los pacientes retroactivos a las clínicas de terapias antirretrovirales, se validó el nuevo algoritmo de diagnóstico de VIH basado en 2 pruebas rápidas para resultados más oportunos y canalizar de forma más temprana a los infectados.

Terrientes detalló otras acciones a implementar como parte de la Estrategia 90-90-90 entre las que están: garantizar los fondos necesarios para ofertar las pruebas de VIH a la población de alto riesgo, de igual forma se implementará el B positivo, es decir mantener a las mujeres en tratamiento después del parto.

En cuanto a la compra y adquisición de medicamentos, aseguró que desde el 2000 el Estado invierte más de 20 millones de dólares por año para cubrir las necesidades de las 15 clínicas de Terapias Antirretroviral del Minsa y la CSS.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes


Tu emisora... Parte de tu vida