Mother As Baby Jane, 2004. Foto de Leigh Ledare.

Agencia EFE

Bruselas (EFE). Cuál es nuestro concepto de la maternidad y cómo encaja en él la sexualidad son algunas de las incómodas preguntas que plantea el fotógrafo estadounidense Leigh Ledare en una serie de retratos de su propia madre en poses explícitas, exhibidos en Bruselas en su primera gran muestra.

Ledare (Seattle, EEUU, 1976) retrata a su madre desnuda ante el espejo, haciendo el amor con hombres visiblemente más jóvenes en varias posturas, en poses de "stripper" o con las piernas abiertas frente el objetivo. Junto a estas imágenes podemos ver a la misma mujer con actitud sobria, tierna o incluso angelical.

Publicidad

Estos contrates "perturban al espectador" y le obligan a formularse cuestiones acerca de la identidad de la madre, según dijo en una entrevista a Efe Elena Filipovic, comisaria de la muestra que podrá visitarse en el centro Wiels de Bruselas hasta el 25 de noviembre.

Los retratos, titulados en su mayoría "Mom" (Mamá), abordan la cuestión materna "en toda su complejidad", y ponen de manifiesto "que la mujer puede ser al mismo tiempo madre, un referente para sus hijos y un objeto sexual, aunque para algunas personas sea problemático admitirlo", según Filipovic.

"La sexualidad de la madre es la última frontera del tabú", añadió la comisaria, quien admite que la relación materno-filial de la mujer y el fotógrafo "no es la más habitual", debido a la experiencia previa la mujer como modelo, bailarina y "stripper".

"¿Pero qué es la normalidad sexual cuando hablamos de la madre?", se pregunta la comisaria.

Al mismo tiempo, Ledare interpela al público en su función de "voyeur" al hacerle partícipe de un exhibicionismo que no se materializaría sin su mirada.

"No se trata de una provocación gratuita. Tampoco de pornografía o erotismo, porque las imágenes de Ledare no suscitan deseo o atracción sexual", precisó Filipovic.

La comisaria cree que la exposición sería "mucho más provocadora pero menos perturbadora" si incluyera únicamente los retratos explícitos, y en este sentido llama a la reflexión sobre lo que se puede mostrar en una imagen y lo que no.

"Hoy día estamos bombardeados por imágenes pornográficas o semi-pornográficas en la televisión, en internet o la publicidad, y nadie se plantea preguntas al respecto", sentenció.

Las citadas imágenes pertenecen serie "Pretend You're Actually Alive" (Finge que estás realmente vivo) y forman parte del centenar de obras reunidas en la primera gran muestra dedicada en exclusiva al artista, que también incluye vídeos y collages.

Otra de sus series incluye retratos de una exmujer de Ledare tomadas por su nuevo marido y por el propio artista, y también oscilan entre la ternura y la crudeza.

El título de la exposición ("Leigh Ledare, et al.", es decir, Leigh Ledare y otros) fue elegido por el propio autor para señalar "el papel central que esos otros (madre, amigos, exparejas, coleccionistas y clientes anónimos) desempeñan en su trabajo", según señala el centro Wiels en su web.

Pese a lo transgresor de las imágenes, la exposición no ha suscitado por el momento quejas o reacciones negativas, según la comisaria.

La mayoría de la gente, eso sí, se muestra "incómoda o perturbada" al salir de la muestra. "Sería preocupante si no generara ningún tipo de reacción en el espectador", añade Filipovic.

Publicidad