EEUU Internacionales - 

Corte Suprema levanta límites a contribuciones

La Corte Suprema falló el miércoles que los grandes donantes a las campañas políticas pueden donar dinero a todos los candidatos y comités políticos que deseen siempre que se atengan a los límites fijados a cada campaña individual.

En una votación de 5-4 en que se impusieron los jueces conservadores, el tribunal revocó los límites en la ley federal sobre el total de dinero que un contribuyente puede dar a los candidatos, partidos políticos y comités de acción política.

La decisión levanta el límite total de 123.200 dólares para 2013 y 2014. Permite que los contribuyentes más acaudalados canalicen millones de dólares a las arcas de los candidatos y los partidos, aunque esas contribuciones estarán sujetas a su divulgación según la ley federal. Los grandes donantes, actuando independientemente de candidatos y partidos, ya pueden gastar cantidades ilimitadas en avisos agresivos y otros esfuerzos proselitistas que han desempeñado un papel cada vez más prominente en las elecciones.

Los jueces mantuvieron los límites a las contribuciones individuales a cada candidato a presidente o a legislador, ahora de 2.600 dólares por elección.

La Casa Blanca manifestó su decepción por el fallo de la Corte Suprema. El vocero de la Casa Blanca, Josh Earnest, dijo que el gobierno está revisando los detalles de la decisión de la Corte Suprema. Pero notó que el procurador general, que presenta la posición del gobierno ante el tribunal, defendió la constitucionalidad de los límites anteriores. Earnest habló con la prensa mientras el presidente Barack Obama viajaba a Michigan.

La mayoría conservadora del tribunal, representada por el presidente del tribunal John Roberts, prosiguió su serie de decisiones iniciada en el 2007 de rechazar límites a las finanzas de las campañas políticas por considerarlas violatorias del derecho de los contribuyentes amparados en la Primera Enmienda constitucional. El fallo más notorio fue la decisión en 2010 que levantó los límites a los gastos independientes de corporaciones y sindicatos.

Roberts dijo que los límites no previenen la corrupción.

Los límites generales "se inmiscuyen sin justificación en la capacidad de un ciudadano de ejercer las actividades más fundamentales de la Primera Enmienda", dijo Roberts, citando un fallo anterior de 1976 que sentó precedente.

El juez Stephen Breyer, que votó en contra, dijo que los conservadores en la Corte Suprema "aniquilaron las leyes de finanzas a las campañas en nuestra nación".

Breyer lamentó que la decisión "subestime la importancia de proteger la integridad política de nuestra institución gubernamental".

FUENTE: AP