Chile Internacionales -  1 de agosto 2015 - 13:16hs

Protestan en contra mayor represor de dictadura chilena internado en hospital

Un grupo de mujeres familiares de víctimas de violaciones a los derechos humanos durante la dictadura se manifestaron el viernes frente al Hospital militar donde el general chileno Manuel Contreras, el principal represor de Augusto Pinochet, está ingresado en estado "muy grave".

Con carteles y pancartas, muchos de los cuales dejaron instalados en los alrededores del recinto, donde se podía leer "Púdrete en tu infierno, Contreras", "Justicia y Memoria, Ahora", las mujeres reclamaron a viva voz contra el exjefe de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA), la temible policía secreta del régimen.

Contreras, de 86 años, se agravó en las últimas horas del martes y según ha trascendido "tiene disnea, hipertensión sistólica y compromiso de conciencia fluctuante".

La portavoz del grupo, Beatriz Bataszew, dijo a los periodistas que no sólo el Ejército debe llevar adelante todas las reparaciones para los torturados, sino que se trata de una cuestión del país.

Sostuvo que el Estado de Chile aún no reconoce como un delito de lesa humanidad los crímenes que fueron efectuados contra las mujeres en Chile, en los diversos centros de detención y tortura que la represión militar mantuvo durante la dictadura (1973-1990).

Contreras, que acumula sentencias por más de 500 años de prisión en 58 sentencias definitivas en juicios por violaciones a los derechos humanos cometidas durante el régimen militar de Pinochet, de quien fue uno de los más estrechos colaboradores, padece desde hace años un cáncer de colon que está bajo control.

También sufre de hipertensión y diabetes, que le ha derivado en problemas renales por los que es sometido a diálisis tres veces por semana.

Su hijo Manuel Contreras Valdebenito, aseguró este viernes que el estado de salud de su padre es de carácter "grave" y "no ha muerto porque él es muy fuerte".

En entrevista con CNN Chile, Contreras Valdebenito recalcó que "a mi padre no le queda mucho tiempo de vida, pero estoy preparado para eso".

"Tuvo una fuerte recaída de un día para otro, hace tres semanas estaba consciente y podía hablar, ahora tiene momentos de inconsciencia y no sabe lo que le ocurre". detalló.

La DINA aparece involucrado en la mayor parte de los crímenes cometidos en dictadura, durante la cual, según cifras oficiales, unos 3.200 chilenos murieron a manos de agentes del Estado, de los que 1.192 figuran aún como detenidos desaparecidos.

FUENTE: EFE