China Internacionales - 

Logística de la ciudad portuaria de Tianjin afectada tras la explosión

Filas de vehículos nuevos que quedaron calcinados, contenedores volcados: la serie de explosiones ocurridas este jueves en una de las zonas portuarias del puerto de Tianjin, en el norte de China, podría perturbar la logística de las empresas que operan en la zona.

El "nuevo distrito de Binhai", arrasado por el incendio, que dejó al menos 44 muertos y más de 500 heridos, es una inmensa zona administrativa de dos veces el tamaño de Hong Kong.

En la periferia de Tianjin, una gran metrópolis ubicada a 140 km de Pekín, Binhai alberga fábricas de autos, empresas de producción manufacturera, refinerías de petróleo y empresas de tecnología de punta.

Pero sobre todo, esta zona es la plataforma logística de uno de los puertos más grandes de China. El año pasado el volumen de contenedores que transitaron por allí superó las 14 millones de unidades estándar, según la página de Binhai.

La serie de explosiones tocó a una de las zonas portuarias, donde estaba el depósito de productos químicos que explotó.

En consecuencia, las operaciones en el puerto están "prácticamente paralizadas", reportó por su parte el diario financiero Zhengquan Ribao.

"La expedición y las operaciones portuarias fueron perturbadas y estamos trabajando con nuestros clientes para reducir el impacto potencial", indicó el gigante minero anglo-australiano BHP Billiton en un comunicado, en el que precisó que sus equipos de cargamento de Tianjin no fueron afectados.

Cerca de 10.000 coches nuevos, recientemente importados y guardados en la zona portuaria fueron destruidos por el fuego, entre ellos 2.748 vehículos del constructor alemán Volkswagen, informó el diario local Qilu Wanbao.

También quedaron calcinados 1.500 vehículos del fabricante Renault, indicó a la AFP un responsable del fabricante francés.

Una empresa filial de Toyota en la zona informó que no fue afectada, declaró a la AFP un ejecutivo que trabaja en la zona industrial.

En tanto, el fabricante de aviones Airbus que tiene una línea de ensamblaje del modelo A320 en Binhai, aclaró que no fue tocada directamente.

"El sitio de Airbus en Tianjin está situado bastante lejos del lugar de las explosiones. No hay consecuencias ni para nuestros empleados ni para las instalaciones", indicó a la AFP un portavoz del grupo.

Las operaciones en el lugar seguían con "normalidad" este jueves, pero "el impacto potencial en la logística del puerto de Tianjin (...) todavía está siendo evaluada", reconoció.

Además Binhai alberga la supercalculadora Tianhe-1A, que es el 24º computador más potente del mundo, según las listas de referencia.

La maquina funciona con normalidad tras la explosión, pero fue apagada por motivos de seguridad, ya que el edificio que la alberga resultó dañado, reportó la agencia oficial Xinhua.

En esta nota: