AFP

El poderoso tifón que azotó Tokio el domingo por la noche dejó dos muertos y decenas de heridos y provocó cortes generalizados en el suministro de energía eléctrica y graves alteraciones del transporte público.