AFP

Una joven llamada Haylee Ann Rucker ha vivido 19 años sin existir legalmente, una situación que le ha impedido seguir con su vida adulta.