El exmandatario panameño, Juan Carlos Varela

Nimay González

Luego de que la Procuradora General de la Nación Kenia Porcell anunciara su renuncia al cargo tras la filtración de conversaciones sostenidas entre ella y el expresidente panameño Juan Carlos Varela, este último se pronunció responsabilizando de la filtración de esta comunicación a sus adversarios políticos con el objetivo crear desestabilidad.

“El principal objetivo de estas filtraciones es, sin duda, erosionar la credibilidad de nuestras instituciones democráticas y desviar la atención sobre los casos de corrupción y lucha contra el crimen organizado en el país, lo cual ha tenido como última consecuencia la renuncia de la Procuradora General de la Nación”, indicó Varela en un comunicado.

Publicidad

Mediante un comunicado, el exmandatario pide disculpas a quienes se han visto afectados por estas filtraciones, y lo insta a que defiendan sus derechos.“Hago un llamado a todos, y particularmente a quienes han sido afectados por esta violación,  a defender nuestros derechos y a no permitir que quienes nos robaron los dineros del pueblo nos quieran despojar también de nuestra dignidad. No se lo vamos a permitir. Pido disculpas a mi familia, a todos los afectados por estas filtraciones y a mi país por esta nueva situación provocada por quienes insisten en desafiar la justicia”, puntualiza Varela.

Asimismo Varela volvió a acusar directamente al expresidente Ricardo Martinelli de corrupción. “La Corrupción a los más altos niveles del gobierno del señor Ricardo Martinelli le costó al pueblo panameño más de un billón de dólares”. Anteriormente Varela aseguró que la filtración de estas conversaciones comprueba la compra, uso ilegal y posterior pérdida del equipo de interceptación telefónica Pegasus, adquirido durante la administración de Martinelli.

Publicidad