José Domingo Arias, candidato presidencial del oficialista Cambio Democrático

EFE

El empresario José Domingo Arias, licenciado en Economía por la Universidad de Buenos Aires y exministro del actual gobierno, es el llamado a dar continuidad a la gestión de su mentor, el actual presidente panameño, Ricardo Martinelli.

Arias, de 50 años, amante de la música rock y guitarrista aficionado, procede de una familia de empresarios y de expresidentes y se le conoce por sus dotes de orador y capacidad comunicativa.

Publicidad

Se licenció en Economía por la Universidad de Buenos Aires, donde también se especializó en Comercio Internacional en el Instituto de Comercio Exterior (ICEX).

En su familia hay antecedentes políticos. Sus tíos Bernardino y Sergio González Ruiz llegaron a ocupar la presidencia panameña brevemente en 1963 y su abuelo Aurelio Arias fue diputado.

Publicidad

Por ello no sorprendió su salto a la política tras años en el mundo empresarial. En 2006 fue portavoz de la campaña electoral de ese año por el ahora gobernante partido Cambio Democrático (CD).

Con la llegada al gobierno de Martinelli, en julio de 2009, fue nombrado viceministro de Comercio Exterior, y a finales de agosto de 2011 paso a desempeñar el puesto de ministro de Vivienda y Ordenamiento Territorial.

El 19 de enero de 2013 fue uno de los ministros panameños que anunciaron su intención de optar a la Presidencia del país en las elecciones del 4 de mayo de 2014, por lo renunció a su puesto en el Gobierno un mes después.

En las elecciones internas de CD del 12 de mayo pasado consiguió la designación presidencial con el 67,5 % de los votos, seguido por el excanciller Rómulo Roux, con el 27,56 %.

Su programa de Gobierno tiene como puntos claves la educación, la economía y el desarrollo social, y lo promueve como la administración que dará continuidad a los "cambios" logrados por Martinelli, un magnate panameño de 62 años.

Arias lleva en la fórmula para la vicepresidencia a Marta Linares, esposa del presidente Martinelli, lo que ha generado polémica en el país centroamericano.

La candidatura a la vicepresidencia de la primera dama es tildada de inconstitucional por sectores de oposición y algunos intelectuales, que la entienden además como un intento de Martinelli de perpetuarse en el Gobierno, al que no puede postularse para la reelección por prohibición constitucional.

Los últimos sondeos de opinión, cuya publicación quedó prohibida por la ley electoral panameña el pasado 24 de abril, le otorgan el primer puesto y otros empate técnico con Juan Carlos Navarro, del opositor Partido Revolucionario Democrático (PRD).

Publicidad

Publicidad