FAMILIA Hogar -  28 de enero 2015 - 05:00hs

Peleas entre padres afectarían la futura vida amorosa de sus hijos

No discutir delante de los hijos debería ser una regla para todas las parejas del mundo, pero, desafortunadamente, no siempre las cosas son así. Muchos papás y mamás, cuando pierden el control, hablan a los gritos, pelean y dicen cosas horribles delante de los pequeños. Puedes no percibir, pero esas discusiones de pareja pueden dejar huellas muy serias en los más pequeños de la casa.

Según un estudio llevado a cabo por la Escuela Steinhardt de Cultura, Educación y Desarrollo Humano de la Universidad de Nueva York, la exposición a las agresiones verbales o físicas entre los padres puede moldear negativamente el lado emocional de los hijos.

El estudio también reveló que la pobreza durante el periodo de la infancia pueden generar daños sustanciales sobre el intelecto de los pequeños. El estudio fue llevado a cabo con 1.025 niños y sus familias residentes del este de Carolina del Norte, una área con alta tasa de pobreza. El comportamiento de esas familias fue evaluado durante 58 meses, desde que los niños tenían dos meses de edad hasta los casi cinco años.

Los datos fueron recopilados a través de cuestionarios a los padres y pruebas en los niños. Esas pruebas, evaluaban la habilidad de reconocer y identificar emociones de forma correcta.

En esta nota: