El oficialista Sánchez Cerén, en desacuerdo con legalizar la droga.

EFE

El candidato presidencial oficialista, Salvador Sánchez Cerén, ganador en la primera vuelta y favorito para triunfar hoy en la segunda ronda en El Salvador, aseguró tras votar este domingo que su eventual Gobierno no permitirá la legalización de las drogas.

"Vamos a ser respetuosos con nuestra Constitución y todas aquellas actividades que son ilegales no van a ser permitidas; por lo tanto, nuestro Gobierno no está pensando en promover, facilitar, algún mecanismo de ley que permita legalización de las drogas", dijo Sánchez Cerén en conferencia de prensa tras ejercer el sufragio.

Publicidad

El candidato del gobernante Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN, izquierda) votó poco después de las 8.00, hora local (14.00 GMT), en el centro electoral instalado en el teatro de cámara Roque Dalton de la capital salvadoreña.

"Vamos (...) a garantizar medidas que eviten el movimiento de las drogas sobre nuestro territorio", enfatizó Sánchez Cerén ante preguntas de la prensa sobre su posición ante la legalización de las drogas.

Publicidad

"Este es un tema prioritario en la integración centroamericana, el tema de la seguridad, y especialmente el combate contra el narcotráfico y el combate contra el crimen organizado", remarcó.

El candidato oficialista, a quien las últimas encuestas, en febrero, dieron como favorito en esta segunda vuelta, destacó que las votaciones se llevan a cabo "con mucha tranquilidad" y reiteró que ratificará la victoria que obtuvo el 2 de febrero ante su rival de Alianza Republicana Nacionalista (ARENA, derecha), Norman Quijano.

Al recordar que es el actual vicepresidente salvadoreño, Sánchez Cerén aseveró que después de los cambios sociales que ha impulsado el Gobierno que preside Mauricio Funes se tiene que "hacer una gran transformación económica" en el país.

"Vemos que estos próximos cinco años (...) por voluntad del pueblo salvadoreño va a continuar un segundo Gobierno del FMLN", para seguir "construyendo oportunidades para los más humildes y para los mas pobres, pero también vamos a trabajar de la mano con todos los sectores", incluidos empresarios y trabajadores, añadió.

"Vamos a seguir sentando las bases para que el Gobierno del FMLN siga gobernando por muchos años más, porque la transformación de El Salvador es en el largo plazo", sentenció.

Casi cinco millones de salvadoreños fueron convocados para esta segunda vuelta electoral, cuyo ganador asumirá la Presidencia del país para el período 2014-2019.

Publicidad

Publicidad