Perú Internacionales -  17 de octubre 2019 - 12:31hs

Corte abre sesión sobre demanda por cierre del Congreso de Perú

El Tribunal Constitucional de Perú abrió el jueves un sesión reservada para decidir si admite o no una demanda contra el cierre del Congreso decretado por el presidente Martín Vizcarra el 30 de septiembre, informó un funcionario.

"Comenzó la reunión de los magistrados", dijo a la AFP el funcionario, quien pidió reserva de su identidad, hacia las 10H00 locales (15H00 GMT). "Es en privado como todos los plenos" del tribunal, agregó.

Los siete magistrados deben pronunciarse sobre la demanda y dirimir asimismo si procede o no una medida cautelar solicitada por el jefe del cesado Congreso, el opositor Pedro Olaechea, de suspender la disolución decretada el 30 de septiembre.

La policía colocó rejas en la calle para restringir el acceso a la sede de la corte, mientras decenas de personas se manifestaban en favor y en contra de la demanda desde dos horas antes de que comenzara la sesión.

El cierre del Congreso fue aplaudido por nueve de cada diez peruanos y llevó la popularidad de Vizcarra al récord de 79%, pero fue tildado de "golpe de Estado" por la oposición aglutinada en torno al "fujiaprismo", los partidos de la encarcelada Keiko Fujimori, hija del condenado expresidente Alberto Fujimori (1990-2000), y del difunto exmandatario Alan García (1985-1990 y 2006-2011).

Para dar una señal de confianza, Vizcarra no alteró su agenda y viajó la mañana de este jueves a la región norteña de Piura a inspeccionar obras públicas, como hace un par de veces por semana desde que asumió el poder en marzo de 2018.

"Cada institución tiene que cumplir con su rol", dijo el mandatario en el aeropuerto antes de viajar. Sin embargo, advirtió que "todos tenemos la vigilancia y los ojos puestos de todos los ciudadanos", en alusión a que un fallo en favor del Congreso profundizaría la crisis.

Junto con decretar la disolución invocando sus facultades constitucionales, Vizcarra convocó a nuevos comicios legislativos para el próximo 26 de enero.

Desde la disolución, continúa en funciones una Comisión Permanente con facultades restringidas de 27 miembros, 21 de ellos opositores. La preside Olaechea, quien pidió la intervención de la alta corte la semana pasada.

La corte también debe dirimir si acepta como miembro a un abogado elegido por el Congreso minutos antes de su disolución, en una cuestionada votación.

En esta nota: