AFP

El conductor del camión en el que se encontraron 39 cadáveres el miércoles al este de Londres fue acusado, entre otros cargos, de homicidio involuntario y tráfico de seres humanos, informó a la policía británica.

Maurice Robinson, de 25 años de edad, será juzgado por 39 homicidios involuntarios, trata de personas y blanqueo de dinero, mientras que los otros sospechosos, un hombre y una mujer, ambos de 38 años, permanecen detenidos.

Publicidad

Esta investigación es la más importante llevada a cabo en Reino Unido desde los atentados suicidas de 2005 en Londres. El primer ministro Boris Johnson describió el descubrimiento del miércoles como una "tragedia inimaginable".

Varias familias en Vietnam temen que sus hijos estén entre las 39 personas halladas muertas dentro del camión estacionado cerca de Londres, según sus testimonios y una organización de la comunidad vietnamita en el Reino Unido.

Publicidad

En un primer momento, la policía británica afirmó que las víctimas -31 hombres y 8 mujeres- eran chinos, pero luego surgieron dudas. Un portavoz policial informó el viernes que el proceso de identificación aún continuaba.

Varias preguntas siguen sin respuesta, como cuándo entraron las víctimas en el remolque refrigerado, donde las temperaturas pueden descender hasta 25 ºC.

La travesía desde Zeebrugge (Bélgica), de donde partió el remolque que llevaba el camión, hasta Purfleet, en el estuario del río Támesis, demora entre 9 y 12 horas.

Los investigadores belgas también intentan aclarar de dónde venía el remolque antes de llegar al puerto belga.

Publicidad

Publicidad