Las personas que llevan máscaras faciales hacen cola afuera para comprar boletos en la estación de trenes de Macheng, en la provincia central china de Hubei, el 25 de marzo de 2020. China levantó las duras restricciones a la provincia en el epicentro del brote de coronavirus, después de un largo mes bloqueo ya que el país no informó nuevos casos nacionales.

AFP

China no ha registrado este jueves ningún nuevo caso de contagio por coronavirus de origen local, pero las autoridades sanitarias informaron de otros 67 importados.

También hubo seis muertos más, cinco de ellos en la ciudad de Wuhan, el foco de la epidemia en China.

Publicidad

El país, donde comenzó la pandemia mundial en diciembre, se centra actualmente en evitar que el COVID-19 vuelva a su territorio desde el extranjero.

Por eso cualquier persona que entre en China debe someterse a una cuarentena de 14 días, independientemente del país desde el que llegue. Y en Pekín, el confinamiento debe llevarse a cabo en lugares específicos.

Publicidad

En total se detectaron 541 contagios "importados", informó el ministerio de Salud, en un momento en que el país parece haber controlado la epidemia.

Después de dos meses de aislamiento por el coronavirus, la provincia de Hubei (centro), cuya capital es Wuhan, comenzó a abrir sus puertas el miércoles.

La provincia, que cuenta con más de 50 millones de habitantes, fue la más afectada por la epidemia que en el país mató a casi 3.300 personas de más de 80.000 casos de contagio.

Algunos aeropuertos y estaciones ferroviarias de la provincia han reabierto. Pero los colegios permanecen cerrados.

Las últimas restricciones a los transportes se levantarán el viernes en Hubei, excepto en Wuhan, que tendrá que esperar hasta el 8 de abril.

Publicidad

Publicidad