Plantean argumentos finales en juicio por "Blurred Lines"

AP

Los cantantes Robin Thicke y Pharrell Williams mintieron sobre la manera en que compusieron el éxito de 2013 "Blurred Lines" y deberían recibir un castigo económico por haber usado la música de Marvin Gaye, dijo un abogado de la familia del fallecido músico al jurado el jueves.

El abogado Richard Busch acusó a Thicke y Williams de haber dado distintas versiones sobre la manera como compusieron "Blurred Lines". Busch exhortó al jurado a determinar que la canción violó los derechos de autor de Gaye de la canción de 1977 "Got to Give It Up", y dijo al panel de ocho personas que deberían otorgarle millones de dólares a los herederos del músico.

Publicidad

"Cuando alguien hace algo malo y miente al respecto debe enfrentar las consecuencias", comentó Busch.

Sin embargo, un veredicto a favor de la familia Gaye reprimiría a los artistas y tendría un efecto pavoroso en los músicos que traten de recrear una era o un género musical, lo que Williams argumenta que trataba de hacer con "Blurred Lines", dijo Howard King, el abogado principal de Williams, Thicke y el rapero T.I.

"Esto es más importante que el dinero", indicó King. Los artistas fueron demandados por tres hijos de Gaye por "Blurred Lines", que fue la canción de mayor éxito en 2013.

Las deliberaciones iniciaron el jueves en el caso de violación de los derechos de autor después de que los abogados de ambas partes discutieron sobre las similitudes entre las dos canciones.

"Ellos copiaron 'Got to Give It Up''', dijo Busch sobre Thicke y Williams, que estuvieron presentes durante los argumentos de cierre del juicio. "Se la apropiaron".

Thicke sonrió mientras Busch señalaba repetidamente las veces en las que su versión y la de Williams sobre la manera que compusieron "Blurred Lines" habían cambiado. Ambos negaron haber usado la obra de Gaye para crear la canción, si bien Williams dijo el miércoles que trataba de evocar el sentimiento de las grabaciones de Gaye de finales de la década de 1970.

"Nadie puede considerarse dueño del estilo o del género de Marvin Gaye", declaró King.

Williams, quien escribió la música y la mayor parte de la letra, aunque Thicke y T.I. comparten créditos como compositores, testificó que puede entender que la gente establezca similitudes entre "Blurred Lines" y la música de Gaye, pero que esa no fue su intención durante el proceso creativo.

"Él es uno de los (músicos) que admiramos", dijo Williams, de 41 años, el miércoles. "Este es el último lugar en el que quiero estar".

Williams dijo que lo último que haría es "tomar algo de alguien a quien uno adora".

La inspiración para los elementos de "Blurred Lines" provino de frases que Williams dijo que escuchó mientras crecía y el sonido alegre de la era disco de la década de 1970.

Williams pasó más de una hora describiendo ante una sala repleta su proceso musical y cómo creó "Blurred Lines" mientras trabajaba en otras canciones con Miley Cyrus y el rapero Earl Sweatshirt. Thicke llegó al proyecto cuando la música y la letra estaban escritas, recordó Williams. Rápidamente lo puso a trabajar y comenzaron a grabar.

"Estábamos moviendo el esqueleto y bailando", recordó Williams. "Fue una noche genial".

Algunas de sus respuestas fueron muy largas y el juez federal de distrito John A. Kronstadt lo interrumpió varias veces para evitar que se extendiera.

"Blurred Lines" ha generado más de 16 millones de dólares en ganancias, y más de 5 millones tanto para Thicke como para Williams, según declaraciones ofrecidas a principios del juicio.

Williams dijo luego de que salió la canción vio las similitudes entre "Blurred Lines" y la obra de Gaye pero recalcó que esto no fue parte consciente de su proceso creativo.

Busch le preguntó si sentía que "Blurred Lines" capturaba el sentimiento de la era de Gaye.

"El sentimiento", respondió Williams. "No la infringe".

El caso empezó la semana pasada e incluyó declaraciones de Thicke, quien le dijo al jurado que tomó crédito como compositor de "Blurred Lines" pese a que Pharrell hizo la mayor parte del trabajo.

Publicidad