PANAMÁ Nacionales -  8 de enero 2014 - 22:50hs

Panamá y consorcio seguirán el viernes negociación en crisis por obras del Canal

La administración del Canal de Panamá y directivos del consorcio encargado de la ampliación de la vía tienen previsto reunirse el viernes en busca de una salida al conflicto que amenaza con la paralización de las obras, sin que este miércoles se registaran avances en ese sentido.

Una fuente de la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) había informado en la tarde que el presidente de la constructora española Sacyr, Manuel Manríquez, principal representante del consorcio, tenía una "reunión informal" con el administrador del Canal, Jorge Quijano, pero luego señaló que la cita no se pudo realizar por "problemas de agenda".

El funcionario dijo a la AFP que la reunión entre ACP y el Grupo Unidos por el Canal (GUPC) se programó para el viernes, siendo la segunda cita conjunta luego de que el martes se abriera el diálogo tras la mediación en el conflicto de la ministra española de Fomento, Ana Pastor.

La crisis estalló cuando GUPC advirtió a la ACP, en una carta del 30 de diciembre, que suspendería la ampliación de la vía si antes del 20 de enero no se atendía su reclamo del pago de sobrecostos, que calcula en 1.600 millones de dólares.

Tras una semana de enfrentamientos, el martes ambas partes lanzaron propuestas divergentes en torno al aporte que daría ACP en una inyección conjunta de fondos al proyecto, aunque no así en el aporte de GUPC, que sería de 100 millones de dólares.

La ACP ofreció un anticipo de 100 millones y la extensión a dos meses del plazo en el que el consorcio le debe pagar 83 millones ya adelantados; pero GUPC pidió que ACP anticipe 400 millones y que extienda la moratoria hasta que concluya un arbitraje sobre su reclamo de sobrecostos.

Según el ministro de Asuntos del Canal, Roberto Roy, esa petición no se ha discutido en la administración del Canal, pero la consideró "difícil" de aceptar porque "no se puede romper con el techo del contrato".

"Espero que GUPC entienda bien que esto no es un relajo y no trate de hacer peticiones fuera del contrato. Esperamos que los contratistas actúen con cordura", agregó.

Al comparecer este miércoles ante una comisión del Congreso para explicar la crisis, Quijano reveló que el consorcio había pedido el 27 de diciembre -tres días antes de lanzar su amenaza- 1.000 millones de dólares de anticipo para terminar las obras y que los sobrecostos se discutieran en instancias de resolución estipuladas en el contrato.

"Nosotros no podemos aceptar esas amenazas. No veo forma de justificar 1.000 millones (...) Ya el Canal ha pagado 180 millones adicionales. No podemos aceptar montos exagerados de GUPC", dijo el administrador del Canal, que exige se levante el ultimatum dado por la empresa para llegar a una solución.

Según la ACP, los contratistas han recibido cerca del 62% de los 3.2000 millones que cuesta el tercer juego de esclusas que construye GUPC, incluidos unos 180 millones por reclamos sobre aumentos en costos de materiales y mano de obra.

Más temprano, el presidente de Panamá, Ricardo Martinelli, reafirmó que la ampliación del Canal se terminará de todos modos y que su gobierno defenderá los intereses de la ACP en el conflicto con el consorcio.

"Sea lo que sea Panamá va a terminar la ampliación, pase lo que pase, y que no haya dudas de eso en la comunidad marítima internacional", advirtió el mandatario durante un acto público.

La ampliación del Canal, que cuesta en total 5.200 millones dólares, comenzó en 2009 y debía terminar este año, en el centenario de la vía, pero con nueve meses de retraso en las obras ahora concluiría en junio de 2015.

"No tenemos reparo, si tenemos que hacer la obra nosotros mismos, lo haremos", subrayó el administrador, quien no descartó la posibilidad de contratar con otra empresa en el caso de que GUPC abandone la obra.

Para ello, "no necesitamos dineros adicionales, porque tenemos casi 1.000 millones de dólares para seguir adelante mientras buscamos fuentes adicionales", subrayó Quijano, quien insistió en que la ACP está en capacidad de culminar la obra en junio de 2015.

El proyecto, con un avance del 72% en total y de un 65% en el tercer juego de esclusas, busca adecuar al Canal para que pasen buques de más de 12.000 contenedores, tres veces mayor de lo que admite actualmente.

El Canal, por donde pasa el 5% del comercio mundial, fue inaugurado en 1914 por Estados Unidos y pasó a soberanía panameña en diciembre de 1999.

bur-mis/cd