Balbina Herera y Mitchell Doens, miembros del Partido Revolucionario Democrático y querellantes en el caso de pinchazos, dijeron que no se moverán de la Corte Suprema de Justicia hasta que el expresidente Ricardo Martinelli comparezca a la audiencia de acusación, programada para este lunes y la cual debía iniciar a las 9:00 a.m. Ambos hicieron un llamado a las autoridades del Órgano Judicial tomar acciones que garanticen la presencia de Martinelli.