Panamá Nacionales -  23 de septiembre 2020 - 12:21hs

Panamá coloca bonos por más de 2 mil millones de dólares en los mercados de valores

Odalis Núñez
Por Odalis Núñez

Panamá colocó una nueva emisión de bonos globales por la suma de 2,575 millones de dólares, cuyos fondos servirán para apoyar el Presupuesto General del Estado de la vigencia fiscal 2020 y recomprar bonos locales que vencen en el 2021 y 2022 respectivamente y así obtener tasas más favorables.

 Embed      

DECRETO QUE AUTORIZA LA EMISIÓN DE BONOS AQUÍ

El viceministro de Finanzas de Panamá, Jorge Almengor informó que el país contó con la confianza de los inversionistas internacionales  recibiendo ofertas por cerca de B/.10,000 millones. Los principales compradores de los bonos panameños provienen de Estados Unidos, Europa y Asia.

Detalló que son 2 mil millones de dólares para completar el financiamiento del Presupuesto para la vigencia 2020 y obtener los recursos necesarios y orientados a la crisis de salud con insumos médicos y demás, así como el programa Panamá Solidario .

Mientras, que la otra porción 575 millones “son para refinanciar deudas que se habían emitido originalmente más caro con vencimiento en los años 2021 y 2022  que ahora tendrá un peso más barato para la República de Panamá”.

De acuerdo con el MEF, la fuerte caída en los ingresos públicos, que estiman que para este año estarán aproximadamente en 3,000 millones de dólares por debajo de lo presupuestado, los obligó a salir al mercado a obtener los recursos para atender la brecha que esto origina.

El detalle de la transacción es la siguiente: la colocación del nuevo bono por 1,250 millones de dólares con vencimiento en el 2032 a un rendimiento de 2.252% (el más baja en la historia de Panamá a este plazo), la reapertura del bono con vencimiento en el 2060 a un rendimiento de 3.28% por 1,000 millones y la reapertura de la nota local con vencimiento en 2026 a un rendimiento de 2.77% por 325 millones de dólares.

Reiteró que la nueva gestión del MEF, ha enfrentado una serie de crisis, entre las que señala, la caída importante de ingresos tributarios y no tributarios por debajo de lo presupuestado, el pago de obligaciones de las cuentas por pagar de la administración pasada, el COVID-19 , la desaceleración de la economía con el consecuente aumento del desempleo y la informalidad. 

 Embed      

 Embed