Fútbol Fútbol -  3 de julio 2013 - 18:42hs

Colombia se despide tras caer en penales de octavos ante Corea del Sur

TREBISONDA, (AFP) - Colombia, campeona de Sudamérica, quedó eliminada en octavos de final del Mundial Sub-20 de Turquía tras caer este miércoles en los penales ante Corea del Sur (8-7 tras 1-1), después de haber logrado forzar la prolongación con un gol de Juan Fernando Quintero en el 90+4.

Ese tanto evitaba momentáneamente el adiós de los colombianos en Trebisonda y conducía a una prórroga donde el marcador no se movió, con lo que se llegó a los lanzamientos decisivos para desempatar, donde fallaron Felipe Aguilar y finalmente Deivy Balanta, que envió alto.

Para los surcoreanos sólo falló en sus nueve penales Song Ju-hun, precisamente el jugador que había marcado en el minuto 15 y que había hecho que Colombia tuviera que luchar contra la marea todo el partido, hasta que Quintero igualó en el 90+4 y forzó una prolongación tras la cual los suyos terminaron derrotados a un paso del objetivo, después de un grandísimo esfuerzo físico.

Con Colombia se va del Mundial Sub-20 un equipo con enormes ambiciones, impulsado por su éxito en el campeonato Sudaméricano de principios de año y con una gran generación, liderada por Juan Fernando Quintero y Jhon Córdoba, dos de los jugadores que han deslumbrado en lo que va de campeonato.

Los surcoreanos tendrán ahora que enfrentarse en la siguiente ronda a Irak, el domingo en Kayseri, después de que los 'Leones de Mesopotamia' sorprendieran también a otro sudamericano, Paraguay, ganándole 1-0 en la prórroga.

Colombia tendrá por lo tanto que esperar para conseguir igualar o superar al recordado plantel que en 2003, a las órdenes de Reinaldo Reina, fue tercero en los Emiratos Árabes Unidos.

Todo parecía a favor para los colombianos, líderes en el grupo C, contra un equipo que se había clasificado como uno de los mejores terceros, pero el partido fue extremadamente complicado desde el principio para los atacantes colombianos, que se toparon con una gran noche del arquero Lee Chang-geun.

En el inicio del partido, Corea demostró que no lo iba a poner fácil, pero la primera seria la tuvo Córdoba en el 11, revolviéndose en el área y enviando el primer disparo a puerta.

Los asiáticos consiguieron su gol en el 16, cuando una falta colgada al área dio pie a varios rechaces de cabeza, hasta que el balón cayó a Song Ju-hun, que desde el punto de penal y rodeado de contrarios disparó y sorprendió a todos colando el balón en el arco colombiano.

Colombia reaccionó con rabia, pero sin puntería. Quintero (19) y Córdoba (21) obligaron a intervenir a Lee Chang-geun y Harrinson Mójica (28), con potencia, envió a fuera en otra gran ocasión. Quintero (36) y Córdoba (38), muy activos en todo momento, siguieron intentándolo.

En la segunda mitad, los colombianos iniciaron su asedio en busca del empate y las ocasiones se fueron sucediendo, pero siempre topando con el extraordinario portero surcoreano, que fue deteniendo los sucesivos intentos peligrosos de Cristian Palomeque (55), Quintero (56), Córdoba (67) y Jherson Vergara (75).

En los últimos instantes, Balanta envió al palo en el 88 y Quintero obligó a una intervención espectacular del arquero en el 90+2, hasta que consiguió el gol del 1-1 en el 90+4, en un disparo de falta directo.

En la prolongación, ambos contendientes bajaron el ritmo y se esforzaron sobre todo en no cometer errores, con contados acercamientos al área rival y conformándose poco a poco con una tanda de penales que sonrió al campeón de Asia y hundió al de Sudamérica.

Este resultado permite además a Corea del Sur cobrarse la revancha de su derrota 1-0 ante Colombia en el anterior Mundial Sub-20, hace dos años, y por idéntico resultado hace un mes en el debut en el prestigioso torneo de Toulon (Francia), en la preparación para esta competición.