Ashley Smith

AFP

El hombre armado que trató de robar en julio los relojes de lujo de los jugadores del Arsenal Mesut Ozil y Sead Kolasinac fue condenado este viernes a diez años de prisión por un tribunal londinense.

Ashley Smith, de 30 años, había intentado arrebatar, junto a un cómplice, los relojes de un valor de 200.000 libras (230.000 euros) de ambos futbolistas, cerca del domicilio del bosnio Kolasinac, en el noroeste de Londres, el 25 de julio.

Publicidad

Los agresores, que circulaban en una moto robada, y con la cabeza cubierta por un casco, estaban "armados y eran peligrosos", según el juez Ian Bourne, del tribunal de Harrow. Pero Sead Kolasinac reaccionó con "una valentía increíble" para rechazar el ataque.

Publicidad

Los dos jugadores huyeron en el vehículo de Ozil, siendo perseguidos por los malhechores, quienes lanzaron piedras dañando el vehículo, indicó el magistrado.

Ashley Smith había sufrido una veintena de condenas desde que contaba con 14 años, la mayoría por agresión y robo.

En el momento de los hechos se hallaba en libertad condicional tras una condena de 42 meses.

La pena de su cómplice, Jordan Northover, de 26 años, será comunicada más adelante.

Publicidad

Publicidad