Johnson ve “nuevo comienzo” para el país a horas del Brexit

AP

Gran Bretaña inicia el viernes como miembro de la Unión Europea. Su estatus al final del día _ como nación orgullosa que reclamó su soberanía, o una presencia más reducida en Europa y en el mundo _ seguirá estando a debate.

El país abandonará oficinalmente la UE a las 23:00 horas del viernes, medianoche en Bruselas (2300 GMT), tres años y medio después de que el país decidiese en referéndum, por un margen de 52%-48%, separarse de un bloque al que se unió en 1973.

Publicidad

Esta es la primera vez que un socio sale de la UE, y muchos en el bloque consideran que es un día triste. En Bruselas, el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, y la de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, deben esbozar los primeros pasos del organismos como un grupo de 27, no de 28.

Por su parte, el primer ministro de Gran Bretaña, Boris Johnson, se reunirá con su gobierno por la mañana en la localidad proBrexit de Sunderland, en el noreste de Inglaterra. Está previsto que ofrezca un discurso televisado a la nación una hora antes de que se culmine el Brexit, en el que señalará que “no es un final sino un comienzo”.

Publicidad

Según su oficina, lo describirá como “un momento de verdadera renovación y cambio nacional”.

El gobierno espera que la salida se conmemore de forma digna y no triunfalista, con luces con los colores de la bandera _ rojo, blanco y azul _ iluminando edificios gubernamentales y un reloj con la cuenta regresiva proyectado sobre la fachada de la residencia oficial del primer ministro, en el número 10 de Downing Street.

Algunos partidarios del Brexit llevarán a cabo celebraciones más estridentes. Nigel Farage y un grupo de devotos participarán en un acto con discursos y canciones patrióticas en Parliament Square, en Londres, para señalar un momento que el político, firme defensor de la salida del país del bloque, dudó que llegase a producirse.

Publicidad

Publicidad