El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro

EFE

El presidente argentino, Alberto Fernández, lamentó este lunes que su homólogo de Brasil, Jair Bolsonaro, "no entienda la gravedad del problema" del coronavirus y se manifestó por ello muy preocupado ya que "complica" la situación regional.

La posición de Bolsonaro, quien decidió no acatar las recomendaciones de aislamiento, "claro que complica, y lamento mucho que no se entienda la gravedad del problema", expresó Fernández en una entrevista con Radio con Vos de Buenos Aires al ser consultado acerca de su opinión sobre la actitud de su par brasileño respecto a la pandemia.

Publicidad

"Me preocupa muchísimo", subrayó el mandatario argentino, quien reveló que habló del tema con el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

LÓPEZ OBRADOR ENTENDIÓ LA GRAVEDAD DEL PROBLEMA

Publicidad

"El otro día hablando con Andrés Manuel López Obrador le hablaba de que había que tomar este tema muy en serio y le hablaba de mi preocupación por Brasil, porque Brasil a su vez es el 70 % del producto bruto sudamericano y es nuestro principal socio económico y la verdad es que uno teme que con esta lógica entre en la misma espiral que entró Italia o Estados Unidos, que cuando pusieron la cuarentena ya era tarde y no tenían cómo parar la caída", declaró Fernández.

El presidente argentino afirmó a su vez que López Obrador "entendió" la gravedad del problema que representa la pandemia de COVID-19, pese a que en un primer momento llamaba a la población a no resguardarse en sus hogares y salir normalmente a las calles.

"Creo que Andrés Manuel ha entendido que el tema era más peligroso de lo que él inicialmente creyó. Y de hecho está tomando medidas ahora, inclusive el discurso que dio en el G20 es un discurso que dio cuenta de las medidas que están tomando", expresó.

REUNIÓN DE LA CELAC

Fernández solicitó al mandatario mexicano que convoque a una reunión extraordinaria de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) para analizar la situación regional en el marco de la pandemia.

"Hagamos una reunión entre todos porque no sabemos lo que está pasando en otros países. No sé lo que está pasando en Cuba, no sabemos lo que está pasando en Venezuela, no sabemos lo que pasa en Nicaragua, en El Salvador veo un presidente muy activo, pero deberíamos saber lo que pasa en cada lado", urgió el presidente argentino.

Fernández puntualizó que en la región "hay países que tienen frontera terrestre que se cruza cruzando de una vereda a la otra" y llamó a "prestarle mucha atención a todo eso", en momentos en que Argentina mantiene cerrado el acceso desde el exterior para evitar la propagación del virus.

"Todos tomemos conciencia del riesgo que estamos corriendo", instó el mandatario en la entrevista que brindó mientras realizaba su caminata matutina por los parques de la residencia presidencial de la localidad bonaerense de Olivos, en las afueras al norte de la capital.

SIN MIEDO

Argentina registra 820 casos de personas con coronavirus, de las cuales 21 fallecieron, según informaron este lunes las autoridades sanitarias.

Fernández afirmó que todas las mañanas cumple su rutina de caminar unos cinco kilómetros, "es un momento para mover el cuerpo y relajarse" y "desintoxicarse un poco" en medio de la crisis sanitaria que afronta el país a casi cuatro meses de haber asumido la Presidencia.

"Indefectiblemente la vamos a pasar mal pero yo quiero que nos duela lo menos posible", declaró el presidente, quien aseguró que no siente miedo.

"No sé si la palabra que me cabe a mí es miedo. Yo siento que en esos momentos es donde más racional me pongo y entonces me pongo a ver cómo paso este momento y como supero lo que me toca vivir, que es malo pero que me toca vivir. Que me estremece, me estremece, me llega y me toca", confesó.

FERNÁNDEZ CRITICA A TECHINT POR DESPIDOS

El jefe de Estado renovó este lunes sus críticas a las empresas que despiden empleados y apuntó contra el grupo Techint, uno de los principales conglomerados industriales del país, tras su anuncio de que desvinculará a 1.500 empleados.

"Tenés una fortuna que te pone entre los más millonarios del mundo. Hermano, colaborá", urgió Fernández al titular de Techint, Paolo Rocca, al considerar que "no es momento de hacer eso, es una falta de solidaridad enorme y una sociedad que descarta no es una sociedad, es una perversión".

El presidente aseguró que su mayor preocupación es también ayudar a la gente y las pequeñas y medianas empresas que se quedan sin ingresos por el aislamiento social preventivo y obligatorio que regirá al menos hasta después de Semana Santa y que casi paralizó la economía argentina, que en abril cumplirá dos años en recesión.

En este contexto, confió en que "poco a poco" Argentina recupere "cuidadosamente" el ritmo económico, al mismo tiempo que avanzan las negociaciones para reestructurar la abultada deuda soberana emitida bajo legislación extranjera: "Vamos a lograr un buen resultado, nunca es bueno entrar en 'default' y menos en esta situación".

"Hay que ser creativos, porque creo que el mundo ya no volverá a ser lo que fue", subrayó el mandatario, que revalorizó el papel del Estado "para ayudar a la gente".

Publicidad

Publicidad