ver más
Telemetro
Brasil Internacionales -

Juez de Brasil anula decisiones del caso Lava Jato contra Marcelo Odebrecht

Odebrecht se convirtió en el epicentro de un escándalo que sacudió a la élite política y empresarial de Brasil.

Por Noemí Ruíz

La decisión de un juez de la Corte Suprema de Brasil de declarar la nulidad de todos los actos judiciales realizados durante la operación anticorrupción Lava Jato contra Marcelo Odebrecht, expresidente del gigante de la construcción, ha generado un gran revuelo.

El magistrado José Antonio Dias Toffoli, del Supremo Tribunal Federal (STF), determinó que los funcionarios involucrados en la operación ignoraron el debido proceso para "garantizar sus objetivos personales y políticos".

Contenido relacionado: Participación de Brasil en París 2024 corre peligro

Toffoli respondió a una solicitud de los abogados de Odebrecht, quienes argumentaron similitudes entre el caso de su cliente y otros ejecutivos cuyos juicios fueron anulados por irregularidades.

La decisión del juez afecta las actuaciones llevadas a cabo por el exjuez federal Sergio Moro, quien desde Curitiba comandó la operación que destapó una red de sobornos vinculada a grandes constructoras y políticos en Petrobras.

Nulidad de juez en Brasil no afecta acuerdo de pena en caso ODEBRECHT

La nulidad, sin embargo, no afecta el acuerdo de colaboración firmado por Marcelo Odebrecht durante la investigación. Esta es la tercera decisión que revierte lo resuelto por Lava Jato, subrayando las controversias que rodean a este caso emblemático de corrupción en Brasil.

Odebrecht, la empresa más investigada en el marco de Lava Jato, fue fundada en 1944 y se convirtió en el epicentro de un escándalo que sacudió a la élite política y empresarial de Brasil y de otros países latinoamericanos. El caso involucró a presidentes, expresidentes y funcionarios de 12 países, quienes recibieron millones de dólares en sobornos a cambio de contratos públicos en la región.

Marcelo Odebrecht, quien fue detenido en 2015 y condenado a más de 19 años de cárcel, vio su pena reducida a siete años tras colaborar con la justicia. Desde diciembre de 2017, cumplió prisión domiciliaria. La decisión del juez Toffoli marca otro giro en este complejo proceso judicial que ha marcado la historia reciente de Brasil y de la región.

En esta nota:

Las Más Leídas

Recomendadas
Más Noticias