Belfon debe quitarse el sombrero de abogada de Martinelli, según Herrera.

Marilyn Cejas

La decisión de enjuiciar al italiano Valter Lavítola y al ex-director de Finmeccanica, Paolo Pozzessere, por parte de la jueza María Bonaventura, por supuesto soborno a funcionarios panameños, el próximo 23 de junio; generó diversas reacciones en la sociedad civil y política del país.

La dirigente del Partido Revolucionario Democrático (PRD), Balbina Herrera, hizo un llamado a la procuradora General de la Nación, Ana Belfon, a que se reabra el caso en Panamá, que se cerró supuestamente por falta de pruebas."...que se quite el sombrero, le preguntaría si tiene el sombrero de abogada de Martinelli o es procuradora de la Nación", dijo.

Publicidad

Por su parte, el diputado Jorge Alberto Rosas, considera que es pertinente que el ministro de Seguridad Pública, José Raúl Mulino, renuncie a su cargo, debido a que el mismo negó que la empresa Agafia (involucrada en el caso), tuviera algo que ver en los actos de corrupción que se dieron en el país, con el desvío de millones de dólares que nunca aparecieron.

"...ahora ha quedado en evidencia que hay un proceso que sí involucra a Panamá...el ministro José Raúl Mulino debe renunciar y todos los que han participado", manifestó Rosas.

Publicidad