AP

Cuando las restricciones migratorias del gobierno del presidente Donald Trump entren en efecto de manera parcial más adelante durante esta semana, abogados defensores de los derechos de los inmigrantes planean dirigirse a los principales aeropuertos del país para asegurarse de que los extranjeros elegibles puedan ingresar a Estados Unidos.

Pero los abogados dicen que es probable que pocas personas resulten afectadas, y no esperan que se repita la masiva confusión de inicios de 2017 cuando, Trump emitió su decreto original que prohibió el ingreso de ciudadanos procedentes de un grupo de naciones musulmanas.

Publicidad

El Departamento de Seguridad Nacional no ha ofrecido ningún lineamiento sobre cómo será interpretada la determinación de esta semana de la Corte Suprema sobre la prohibición, así que los abogados se están preparando para cualquier cosa y monitorearán aeropuertos de Los Ángeles a Nueva York en caso de que sean necesitados para asistir a extranjeros retenidos para interrogatorio o a quienes se les niegue la entrada.

Publicidad

Publicidad