Bachelet, "profundamente impactada" por condiciones de detención de migrantes en EEUU. Foto/AFP

AFP

La Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, dijo este lunes estar "profundamente impactada" por las condiciones de detención de los migrantes en Estados Unidos, subrayando por otro lado que no habría que separar nunca a los niños de sus familias.

"Como pediatra, pero también como madre y ex jefa de Estado, estoy profundamente impactada de que unos niños sean obligados a dormir en el suelo en instalaciones superpobladas, sin acceso a cuidados de salud o a alimentos adecuados y en malas condiciones sanitarias", declaró Michelle Bachelet en un comunicado.

Publicidad

Combined Shape Created with Sketch.

"Detener a un niño, aunque sea por periódos breves y en buenas condiciones, puede tener graves consecuencias sobre su salud y su desarrollo. Piensen en los daños causados cada día si se deja que esta situación alarmante perdure", agregó.

Varias órganos de derechos humanos de Naciones Unidas han advertido que la detención de niños migrantes podría constituir un trato cruel, inhumano o degradante, prohibido por el derecho internacional.

Publicidad

En mayo, 144.000 personas fueron recluidas en centros de detención por la policía fronteriza. Pero no hay suficiente espacio en esos sitios ni en los centros de acogida donde normalmente se transfiere a los menores y familias.

Un informe del Departamento de Seguridad Interior estadounidense (DHS), que controla a la policía fronteriza, admitió la semana pasada que hay una "sobrepoblación peligrosa" en muchos centros de acogida de migrantes clandestinos, principalmente centroamericanos que huyen de la violencia y la miseria en su país.

Para Bachelet, "toda privación de libertad de los migrantes y refugiados adultos debería ser una medida de último recurso".

Publicidad

Publicidad