Johannesburgo Internacionales - 

La muerte de 21 jóvenes en bar de Sudáfrica, achacada a una "asfixia"

La mayor parte de las víctimas eran estudiantes que festejaban los resultados de los exámenes. El dueño del bar fue detenido por venta de alcohol a menores.

Los 21 jóvenes fallecidos a finales de junio en misteriosas condiciones en un bar del sudeste de Sudáfrica murieron a causa de una "asfixia", informaron el jueves los servicios de Salud a las familias de los difuntos.

"Convocaron a las 21 familias para decirnos lo que había ocurrido. Ahora nos dicen que se trata de una asfixia", declaró por teléfono a la AFP Xolani Malangeni, padre de una de las víctimas.

"Antes nos habían dicho que se trataba de un envenenamiento", añadió, enfadado. "Es falso, es un informe falso", afirmó.

Su hija, Esinako Sanarhana, de 17 años, murió en la madrugada del 26 de junio en una taberna popular de las afueras de East London. En total, 21 jóvenes de 14 a 20 años perecieron en ese bar, el Enyobeni, en el arrabal de la ciudad de Scenery Park.

El departamento de Salud de la provincia de Eastern Cap confirmó a la AFP que estaba recibiendo a las familias para explicarles las circunstancias de la muerte de los jóvenes. Pero no precisó las causas de los decesos, alegando razones de "confidencialidad".

La mayoría de los cuerpos fueron encontrados el 26 de junio en el bar, sin lesiones aparentes. Las autoridades descartaron la hipótesis de una tragedia provocada por una estampida.

Los supervivientes mencionaron "un fuerte olor" y refirieron que hubo gente que se desplomó.

Treinta y una personas ingresaron en el hospital, con vómitos, dolor de cabeza y de espalda y en el tórax.

Otras familias dijeron a los medios que les habían dicho que sus parientes murieron asfixiados, pero ninguna recibió ningún informe toxicológico.

"Nos dijeron que, si lo queremos, tenemos que ir al tribunal a pedirlo", afirmó Malangeni.

Los resultados de los primeros análisis toxicológicos, hechos en julio, no fueron concluyentes.

Los niveles de alcohol y de monóxido de carbono en la sangre estaban ligeramente por debajo de los umbrales letales. También se hallaron restos de metanol en los análisis sanguíneos.

La mayor parte de las víctimas eran estudiantes que festejaban los resultados de los exámenes.

El dueño del bar fue detenido por venta de alcohol a menores.

FUENTE: AFP

En esta nota: