Chile Internacionales -  27 de julio 2012 - 11:30hs

Hija de Pinochet presta a dar la cara por investigación en EEUU

SANTIAGO ( AFP ) Lucía Pinochet, hija del exdictador fallecido Augusto Pinochet, dijo estar dispuesta a dar la cara ante la justicia chilena para explicar el hallazgo de una cuenta bancaria en Estados Unidos y que será incluida en una investigación sobre la fortuna de su padre.

Lucía Pinochet retornó a Chile luego de estar un mes en Estados Unidos, lapso en el cual la Fiscalía chilena anunció el hallazgo de una cuenta bancaria a su nombre en Estados Unidos, información que será entregada al juez Mario Carroza, que investiga el origen de la fortuna de Augusto Pinochet.

"Yo siempre he confiado en la justicia chilena y el ministro (juez) verá lo que hace. Estoy dispuesta a conversar con él si me llama. Volví para dar la cara y que no creyeran (que) me estaba asilando en Estados Unidos", afirmó Lucía, de 69 años, en una entrevista con el diario El Mercurio.

La mayor de los cinco hijos de Pinochet aseveró que la cuenta bancaria contiene 110.000 dólares, producto de negocios inmobiliarios que realizó cuando vivió en Estados Unidos entre 1992 y 1996.

Añadió que la cuenta fue puesta en conocimiento de la justicia chilena, que desde 2004 investiga la fortuna de Augusto Pinochet.

La fortuna del exdictador fue estimada en 26 millones de dólares, 20 millones de los cuales fueron depositados en el Riggs Bank de EEUU y en otros bancos extranjeros.

"La plata no tiene que ver con el caso Riggs, está demostrado en el proceso", aseveró Lucía Pinochet.

Lucía Hiriart, viuda del exdictador (1973-1990), y sus cinco hijos fueron arrestados en octubre de 2007 acusados de "malversación de caudales públicos", pero luego la Corte Suprema los sobreseyó a todos.

Según el juez Carroza, sólo seis millones de dólares de la fortuna de Pinochet fueron justificados a través de ahorros y la posesión de unas 25 propiedades.

El 4 de julio fue abierto el testamento de Pinochet, quien legó su patrimonio a su familia, pero el documento no entregó el detalle de los bienes, los cuales están embargados, hecho que para su hija constituye "una persecución política" hacia su familia.

Pinochet murió el 10 de diciembre de 2006 sin ser condenado en Chile por ninguna de las violaciones a los derechos humanos atribuidas a su régimen, que dejó más de 3.000 muertos y desaparecidos.